El Escribidor.

Jueves, 10 noviembre 2005

De vuelta al colegio.

Filed under: Posts de la vida. — Miguel A. Labarca D. @ 3:56 pm


El sábado pasado me junté con mis amigos del colegio a celebrar, supongo, los once años desde que egresamos. Hay algunos que frecuento más -partiendo por Rondamón, mi socio en MAP Ltda.- pero a la mayoría los veo una o dos veces por año. El Rata era mi mejor amigo en el colegio. Nos sentábamos adelante y nos dedicábamos básicamente a hacerle la vida difícil a los profesores y a la mayoría de los compañeros(as). Éramos casi iguales en nivel de estupideces y risas por minuto. La única diferencia era que a mi me iba bien y al Rata mal. A veces le pasaba mis pruebas para que copiara, pero solía equivocarse y copiar mal. Duró hasta segundo medio. Repitió y luego se fue al Fleming High School. Ahí comenzó a tocar batería, tener grupos de rock y tener aventuras con admiradoras borrachas. Desde entonces yo estudié una carrera, vendí jabón en el mundo corporativo, hice un corto, formé una empresa, perdí plata, me casé, hice proyectos de animación y escribí mi blog. El Rata vive con sus papás, tiene un grupo de rock y tiene aventuras con admiradoras borrachas. Y ya no quiere que le digan Rata. Ahora es "Fito".
A la 23:30 del Sábado estoy en la cocina de la gran casa Ñuñoina de Chambón, el tipo más bueno que todos conocemos. Frente a mi está el Rata. Borracho y enojado. Yo parecido. Estado homólogo con sutiles diferencias: él está más borracho; yo estoy más enojado.
Todo parte antes. El medio día del Sábado. A esa hora llega el Rata con el vocalista de uno de sus grupos. Directamente del carrete del Viernes. Chambón, como es buena onda, le abre la puerta y lo entretiene hasta que llegue el resto de la gente (nueve horas más tarde). Mientras, juegan pool en la mesa de Chambón, se toman el copete de Chambón y molestan al perro de Chambón hasta que los muerde. Cuando llego, a las 20. El Rata ya pasa caminando por arriba de la mesa de pool, le grita a Chambón que saque ese perro de mierda, se ríe fuerte, habla de las perras que tiene listas cuando quiere, porque él es músico, sigue tomando copete ajeno y al compañero que le decíamos guatón, le sigue diciendo guatón, al enano, enano y al resto en general oscilando entre "ahuevonados" y "pernos". Cuando recolectamos cuota para pizza, dice que somos pernos. Cuando juntamos para copete muestra su billetera vacía y dice que se vino a dedo, porque es músico. Pero cuando llega el copete y la pizza, reparte codazos para comer y tomar antes. Tortuga concha ven a barrer… deja vú. La mayoría mira para el lado y cambia de tema. Su amigo músico trata de caer simpático, pero la situación y la compañía no le ayudan. Cuando alguien le dice algo, el Rata oscila entre dos actitudes. Un aire desafiante-flaite recientemente aprendido o una risa imprevista y un "son puras bromas, yo los quiero mucho, ustedes son mis amigos".
La cosa suma y sigue. El Rata ahora clava el cuchillo de la pizza sobre la mesa. Ahora agarra un vaso a medio llenar con hielo y bebida y lo vacía sobre la mesa de la terraza para servirse aún más copete ajeno. No debiera, pero siento algunas miradas en mi. ¿Soy acaso yo el guardián del Rata? Parece que sí. Porque nadie le pone el parelé. Así que cuando bota los restos de vodka y hielo de mi vaso al suelo le digo que lo espero en la cocina. Se para del asiento sacando pecho y acá estamos. Uno frente al otro. Deja vú. La gente siempre me pregunta si conozco al Rata. Él más curado. Yo más enojado. Ésta es la escena de la película en la que yo me disparo en la boca y el Rata cae muerto.
Mis puntos: estás cayendo mal, no puedes ser tan pesado, así no te invitaremos más, etc.
Sus puntos: te casaste y te pusiste mamón, yo siempre he sido así, me dan lo mismo todos esos huevones, yo no vine porque me invitaran, yo vine a ver a mi amigo Chambón, ándate a la chucha y pucha que te quiero, eres mi amigo, dame un abrazo.
Es cierto que antes era así. Eramos así. Éramos pesados. Pero no brígidos. De hecho, la palabra "brígido" ni siquiera existía. Argumento un poco, pero la conversación se vuelve circular. Así que me voy de la cocina y trato de hablar con otra gente. El Rata parece hacer un esfuerzo por comportarse. Un par de horas después se va sin despedirse llevándose a su amigo guitarrista y un copete para el que no puso un peso.
A las 02 AM del domingo parto al departamento de Dunga. Es un cambio en varias coordenadas. Del colegio a la universidad, de Ñuñoa a Las Condes, de una gran casa a un piso 17, de una mesa de pool a una pantalla de plasma colgada en el living. Con Dunga fuimos juntos a la universidad. Él es brasilero y millonario por vocación y fama. Trabajó un par de años y luego de un MBA en Harvard volvió a Santiago como consultor estrella. Su depto nuevo está en Santiago, pero su familia en Brasil y su futuro en Nueva York o Shangai… quién sabe.
Llego cuando ya queda poca gente. Todos de la universidad salvo uno. El amigo del colegio de Dunga. Está borracho y habla fuerte. Cuenta anécdotas de Dunga en el colegio. Como fueron a conocer su casa en Brasil y le tomaron el Whisky al papá. Dunga se ríe, algo incómodo. El amigo del colegio se sirve otro trago y le dice que lo quiere de verdad. Luego se ríe de él. Después cuenta que gastó un millón de pesos en el equipo de sonido de su auto y que el fin de semana pasado se acostó con una conejita playboy y se la pisó bien pisada… porque el sabe pisar, no como el fulano de tal que se nota que no tiene idea como pisarse a su polola, la del culo rico…
Yo no digo nada. Sólo me apresto a terminar la noche (y el post) con un último vodka y una reflexión obvia:
En un mundo de cambios,
hay amigos que son como nuestras raíces.
Mejor enterrarlos cuanto antes.
Salud por eso.

Anuncios

4 comentarios »

  1. Rata… experto en reuniones de ex compañeros.

    Va a domicilio, te ayuda a consumir el copete que no pagó, te ayuda a consumir la pizza caliente, te ayuda a que la gente se vaya más temprano, te ayuda a que la reunión parezca más llena (lleva amigotes), te ayuda a tener todo listo antes de tiempo (llegó a las 12 del día)… ufff.. un elemento imperdible para la próxima.

    Satisfacción garantizada!!!

    Comentario por Rondamón — Viernes, 11 noviembre 2005 @ 11:22 am | Responder

  2. Exelente experiencia……penosa conclusion……….mi humilde comentario…..

    Comentario por G....tattoo — Sábado, 12 noviembre 2005 @ 12:14 am | Responder

  3. Cierto, la conclusión penosa y bastante más fuerte de lo que hubiera querido. Pero así salió y trato de no autocensurarme demasiado. Es sólo un blog, después de todo.

    Comentario por Mitch Gómez — Sábado, 12 noviembre 2005 @ 7:47 pm | Responder

  4. Muchas veces los recordé con afecto, y otras tantas, ustedes relegados y sin espacio posible. Así es, para algunos once, para mi son quince.

    Mi llegada tarde a la reunión no me permitió escucharlos ni agobiarlos en preguntas como fuese mi plan original. En cambio urgí con rápidas miradas sus nuevos rostros, detectando las esencias proyectadas de ese antiguo curso y que ahora eran vidas concretas con los matices de un grupo cualquiera de ex-compañeros.

    Encontré agradables sorpresas que surgían en la comparación no intencional de las memorias del “B” con las realidades expuestas en la ocasión.

    Ahí recordé a un tal miguel angel -uno de los mejores alumnos del curso-, que para inicios del invierno del 88’, totalmente fuera de temporada pero de forma apasionada, vociferaba la autoobligación de aprender una Cueca’enterita si te quería llamar Chileno como dio’manda. Él sabia la del “Guatón Loyola” y por lo q vi, no perdió las ganas en el camino.

    Me marche con las ganas de haber sabido más –haber llegado más temprano-, y hoy leído este pedazo de Internet, pienso “quizás fue mejor así”.

    Comentario por Super — Martes, 15 noviembre 2005 @ 4:47 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: